viernes, 21 de marzo de 2008

Viernes Santo

"DIA DE PERDON Y CONVERSION"

Esta tarde a las cinco de la tarde se han celebrado los oficios religiosos de Viernes Santo en nuestra Parroquia.
Tras este acto ha se ha llevado a cabo el Viacrucis por las calles de nuestra localidad, en la cual multitud de genaver@s han colaborado en la lectura de las diferentes estaciones penitenciales.

También queremos hacer un apunte en este día, los mas pequeños, nos han sorprendido con una procesión que han preparado ellos mismos, ni que decir tiene el valor de este trabajo pues como podréis comprobar en las fotografías que a continuación veréis. Han elaborado desde las imágenes hasta los tronos con todos sus detalles. ¡Realmente impresionante!


video


Por la noche y a la hora de costumbre, tuvo salida la procesión de Santo Entierro, acompañada de las notas de Los Pizarrines y la banda de tambores.
Como apunte queremos destacar la cantidad de público que acudió a este acto.

Jueves Santo 2008

Amor, sacerdocio y Jesús. Nunca, un día, como Jueves Santo, pudo contener tan grandes regalos marcados con tan profundas palabras y rodeados de tanto contenido. Malo será que nosotros nos quedemos sólo en el adorno.
Es Dios, quien con tal de rescatar al hombre, es capaz de dejarnos vivencias y sacramentos, signos y memoriales para que nunca olvidemos aquel paso que dejó una iglesia, una resurrección, una eucaristía, un mandamiento y un código para la vida de todo cristiano.

"Solo os pido que os améis; no hacen falta otras leyes ni otros ritos; que os améis unos a otros que multipliqueis los encuentros, las ternuras, los abrazos y los besos; solo quiero que os beséis y que pongáis en común lo que tenéis, lo que sois; que dialoguéis, os entendáis. Sólo quiero que os améis.
Quiero amigos mios, que os sirváis, que os lavéis los pies los unos a los otros, que os acompañéis y os ayudéis a caminar; que os curéis mutuamente las heridas; que os perdonéis; que no dejéis a nadie solo. Daos el tiempo que haga falta. Regalaos mutuamente algún detalle, cosas, gestos, como signo de amistad y de presencia, como yo hice con vosotros mismos, como un pequeño sacramento. El amor es siempre gracia y presencia. Ya solo vale el amor. Pero como una condición, una pequeña circunstancia que debéis tener en cuenta: que vuestro amor sea como el mío, que os sirváis y que os améis, como yo lo hice con vosotros y nada más."

"AMOR Y SERVICIO"